ATL

Noticias Noticias IMTA Conservación de infraestructura para riego en el campo

Conservación de infraestructura para riego en el campo

E-mail Imprimir
AddThis Social Bookmark Button

conservacion infraestructuraPara que exista una entrega de agua a tiempo y en cantidad requerida para regar el campo y haya suficientes alimentos en México, es necesaria la conservación de la infraestructura de riego.

Por lo anterior, el Instituto Mexicano de Tecnología del Agua desarrolla actividades para mejorar la operación, conservación y modernización de la infraestructura hidroagrícola, a fin de que haya una entrega oportuna y suficiente de agua en los cultivos.

En este contexto, por conservación se entiende el conjunto de operaciones periódicas necesarias para mantener en condiciones óptimas de servicio y funcionamiento la infraestructura, equipos, instalaciones y maquinaria de los distritos y unidades de riego del país.

Un distrito de riego es un área geográfica que tiene servicio de riego mediante obras de infraestructura hidroagrícola, tales como vaso de almacenamiento, derivaciones directas, plantas de bombeo, pozos, canales y caminos.

México cuenta con una superficie agrícola de 22 millones de hectáreas; 15.5 millones son de temporal y 6.5 millones cuentan con riego. De estas, 3.3 millones de hectáreas pertenecen a 86 distritos de riego y 3.2 millones a un poco más de 40 000 unidades de riego.

La infraestructura física de los distritos de riego que debe conservarse en buenas condiciones consta de: 139 presas de almacenamiento, 345 presas derivadoras, 664 plantas de bombeo, 2 760 pozos profundos, 50 069 kilómetros de canales, 31 164 kilómetros de drenes y 70 156 kilómetros de caminos.

Además de dar mantenimiento a maquinaria y equipo consistente en: retroexcavadoras cargadoras, excavadoras hidráulicas, motoconformadoras, equipos ligeros, tractores sobre orugas y dragas.

Para que los distritos y unidades de riego tengan una infraestructura en condiciones de proporcionar riegos oportunos y suficientes, se deben programar muy bien los trabajos de conservación. Por ello es que se hace un programa de conservación cada año.

Dicho programa anual de conservación considera:

  1. un inventario de obras, maquinaria y equipos de conservación;
  2. un diagnóstico de conservación;
  3. necesidades de maquinaria, personal y costos;
  4. priorización y calendarización de trabajos;
  5. definición de metas e impacto de resultados, y
  6. avances y acciones de seguimiento.

conservacion infraestructura G